Publicidad

De YouTube a Netflix

por · Octubre de 2016

Publicidad

Cuando le preguntas a un niño de 11 años qué quiere ser de grande, ya no dice bombero, estrella de rock o astronauta. Ahora quiere ser algo que no existía en los tiempos de mis padres ni mis abuelos: youtuber. Los youtuber marcan tendencia, ganan cientos de miles de dólares al año, e influyen en millones de persona alrededor del mundo. Una de ellas es Miranda Sings, un personaje inventado por la actriz Colleen Ballinger. Con 8 millones de seguidores en YouTube, Miranda Sings y sus absurdos videos musicales generan millones de vistas cada día. Ahora, por si fuera poco, ha conseguido su propia serie en Netflix.

Haters Back Off es una serie protagonizada justamente por el personaje de Miranda Sings. La historia sigue los pasos de Miranda, una chica sin talento que, con la ayuda de su tío, interpretado por un hilarante Steve Little, intenta llegar a la fama a través de YouTube. Para ello, Miranda sigue una serie de cinco «pasos» inventada por su tío, un perdedor que termina encontrando como motivo de vida ayudar a su descarriada sobrina. El resto de la familia lo componen la madre y la hermana de Miranda. La primera trabaja como cajera, inventa enfermedades que no tiene, y obedece todo aquello que su hija Miranda desea. La segunda es la «oveja negra» de esta disfuncional familia: una chica «normal» que intenta ocultarle a sus compañeros de colegio de dónde proviene.

Cada episodio se concentra en una situación en la cual Miranda se expone para intentar alcanzar fama. Un comercial en una tienda de peces, el montaje de una obra de teatro en el patio de la casa, un viaje a un «teatro» en Seattle, entre otros. Sin talento, con un ego desmedido, y su desesperante voz, Miranda va haciéndose notar, aunque no de la manera que ella quisiera. La serie ilumina cómo el acceso a nuevos medios intentan darnos la idea de que la fama está a solo un click de distancia. Entre los «me gusta» y los comentarios de desconocidos, Miranda va a darse a conocer no por sus aptitudes, sino por sus defectos, porque hace reír, porque tiene esa torpeza que quienes la miran también poseen en secreto.

Haters Back Off no es solo otra comedia de autor más de Netflix, sino que también nos interroga sobre cómo los medios digitales están influyendo en la literatura, el cine y la televisión. Miranda Sings, un personaje con millones de seguidores en YouTube, consigue su propia serie. ¿Podría haber ocurrido eso en otra cadena de televisión, o es justamente Netflix el lugar ideal para la transición? ¿Cuál será su próximo destino? ¿Lograrán otros youtubers, bloggers, twitteros, obtener 8 episodios de una serie propia en Netflix? ¿Se llenará Netflix de series de autor? Estamos ante una revolución televisiva, una en la que el protagonista ya no es un actor de fama, ni una producción de una enorme compañía, sino algo más simple, más cercano a nosotros.

De YouTube a Netflix

Sobre el autor:

Alejandro Arturo Martínez (@alexm) es licenciado en Letras (UCAB, Venezuela), magíster en Ética (UAH, Chile) y actualmente estudiante de doctorado en el departamento de Español y Portugués de Princeton University. Ha colaborado para distintas revistas en América Latina y Estados Unidos.

Comentarios